dissabte, 6 de juliol de 2013

Relato de cumpleaños

Holaaaaaa ;) He resistido a mi primera semana de intensivo!!!!! *w* Y para celebrarlo, celebraremos el cumple de una bloggera!! Feliz 17 cumpleaños Lita!! ^^ He cumplido mi promesa, un relato para tí, para que te lo lleves en tu viaje a Australia (ya veis qué afortunada es). Espero que te gusteeeeeeee :D

---------------------------------------------------------------------

Tan solo amor



Se giró hacia el gran ventanal por última vez. La próxima ocasión que se vieran el paisaje habría cambiado.
Lita se dirigió con paso lento hacia la salida del aeropuerto, recordando a cada paso todos los momentos vividos durante ese fugaz verano.

Cuando le recordaba, ella sonreía, y aunque hacía apenas una hora que se habían despedido, ya le echaba de menos.
Recordó la primera vez que se vieron, y la segunda y la tercera. Todas esas veces que habían cruzado miradas, apartándolas de golpe por la vergüenza.
El autobús no era el lugar más romántico del mundo, pero para ella, para ellos, era un lugar mágico.

La primera vez que le oyó hablar, creyó que se había vuelto loca. Un chico tan delgado no podía tener esa voz; era profunda y muy envolvente. Se creía loca, porque en solo un instante su estómago había dado un vuelco, supo que algo en ella había despertado.
Supo que quería hablar con él en cuanto lo vio levantarse para ayudar a una mujer a bajar un carrito del autobús. Él le preguntó si necesitaba ayuda, y ella afirmó con la cabeza, cuando ya todo estuvo hecho, la mujer se lo agradeció, y él le sonrió.

Lita podía recordar esa sonrisa, fue sincera y le hizo perder el norte. Durante los siguientes días, coincidieron unas cinco veces, y en todas ellas se quedaba mirando con disimulo al misterioso chico. A parte de esa maravillosa voz y aquella sonrisa también era muy atractivo. No es que estuviera delgaducho, sino que estaba fibrado. Lo había notado cuando ayudó a la señora del carrito, pudo verle los brazos tensársele, y mostrar los firmes músculo que escondían.
Hubo momentos en que su mirada se clavaba en él, y no se daba cuenta del paso del tiempo. Le observaba, siguiendo todos sus rasgos. Y en muchas ocasiones él la sorprendía mirándolo, y ella sonrojándose apartaba la mirada.
Ya en el quinto día, cuando la mujer que se sentaba a su lado se levantó, él fue hacia el sitio vacío y se sentó junto a ella. Lita intentó parecer más concentrada en el libro que tenía entre manos de lo que estaba, pero él la sorprendió hablándole.

- ¿De qué libro se trata?

Ella levantó la vista del libro, y le miró interrogativa. De cerca era aún más guapo.

- Es un libro nuevo, se llama El guay y la rara. – respondió con un hilo de voz.

- Sabes, hace poco que he llegado a la ciudad y me gustaría conocerla algo más. Me paso el día en los autobuses por este calor asfixiante, y no he podido visitar nada. Soy muy olvidadizo, y me pierdo con tal facilidad que cuando era pequeño mi madre me ponía un cascabel cuando iba al parque por si acaso.

Le sonrió y no pudo resistirse, empezó a reírse sin control. Él la miró entre extrañado y divertido, así que creyó que no la tomó por loca.
- No tengo mucho que hacer estos días. Así que también me paso el rato en los autobuses. Al menos tienen aire acondicionado. –Le sonrió convencida, y le tendió la mano- me llamo Lita.

Él se la tomó, presentándose a su vez.

- Yo soy Oliver, encantado.

Pasaron el resto de la mañana hablando, ella le enseñó dónde podían comer. Eligió un restaurante bastante nuevo, en el que había ido ya con su madre y sus amigas.
Se pidieron una pizza entre los dos y siguieron hablando, sobre sus ciudades, el instituto, sus sueños… hasta que Oliver le preguntó por su novio.

- Lo que no entiendo es cómo tu novio no ha venido nunca contigo a comer aquí. Se ve un lugar ideal para parejas.

Se puso roja de arriba abajo, y pudo saberlo con seguridad con solo su comentario.

- Estás muy roja, ¿te has atragantado? – su voz sonó realmente preocupada.

- No es eso, es que… - no sabía cómo decírselo. – No es nada.

- Espero que no sea que te han dejado hace poco, porque si es eso, me lo presentas y le cuento el error que ha cometido dejando marchar una chica tan preciosa y simpática. – Lo dijo con toda la naturalidad del mundo, como si no se diera cuenta de lo que le estaba diciendo.

- No es exactamente así, le dejé yo, porqué me engañó con otra chica. – era la primera vez que lo decía en voz alta, y una lágrima empezó a formarse en un rincón de sus ojos.

Él se dio cuenta, y enseguida alargó su mano para recogerla. Su contacto quedó grabado a fuego en su piel.
Después de aquello, acabaron de comer en silencio, y cuando terminaron le acompañó hasta el hotel dónde le dijo que se alojaba.
Se despidió de ella con un beso en la mejilla y un hasta mañana. Lita se sorprendió mucho, pero solo le devolvió el mismo hasta mañana.

Se vieron durante días, y durante uno de sus paseos vespertinos, en la puerta de su hotel, en vez de despedirse con un beso en la mejilla, él le besó en los labios. Fue un beso suave y cálido, y notó como todo en su estómago bailaba con solo recordarlo. Pasó la noche en vela, pensando en sí al día siguiente él comentaría algo.
Pero la sorprendió de nuevo. En cuanto la vio le hizo un rápido beso en los labios y la tomó de la mano, como si ya fueran una pareja.
Se sentía reconfortada, y sentía que no se precipitaba, que le conocía más que a la mayoría de sus amigos.

Pero los meses iban pasando, y llegó el momento de su despedida, esta vez para mucho más tiempo. Prometieron llamarse y escribirse. Pero con cartas de verdad, de esas que guardas toda tu vida, y que quedan atadas con un  cordel y descansan en el fondo de un cajón.
Él volvería en tres meses, cuando el frío ya estaría sembrando su paisaje.

El adiós no llegó, fue solo un hasta luego. Un hasta luego que sellaron con un largo, profundo y apasionado beso. Supieron lo que tenían, y querían conservarlo. Era tan solo amor, dependía de ellos que resistiese.


____________________________________________________

Espero que te haya gustado Lita. Felices 17, y que disfrutes muchísimo de tu viaje!!! Ya nos leeremos a tu vuelta ;)

Al resto,  espero que os haya gustado también, me ha llevado mi tiempo, pero lo he conseguido! ;)
Y gracias a todos por vuestros comentarios de apoyo y ánimo, sois lo que necesito!! GRACIAS!!! 

besitos<3

7 comentaris:

  1. Muchísimas gracias preciosa <3
    Me ha encantado de verdad! Es un relato precioso y ojalá me pase algo así en el viaje ajaja
    Por cierto suerte y ánimo con tus clases de inglés ;)
    Pásate por mi blog que ya colgué la siguiente entrada de EGYLR :3
    Mil besos y gracias por mi regalo de cumple <3

    ResponElimina
  2. Un relato genial!

    Me alegro que vayas sobreviviendo!!
    Besitos^^

    ResponElimina
  3. bonito detalle a tu amiga!! un relato precioso! =)

    ResponElimina
  4. Hola guapa!!
    Que suerte tiene tu amiga con ese relato tan bonito que le has escrito como regalo. Me alegro que haya sobrevivo a la primera semana jejeje, besotes cielo ;)

    ResponElimina
  5. hola guapa!!!
    Muy buena entrada ^^ Me ha gustado el relato :D

    Un beso!!!

    ResponElimina
  6. Holita!!

    ohhhhhh que regalo más bonito!! así se demuestra mucho guapi felicidades a las dos!! muaks ^^

    ResponElimina